google-site-verification: google9dc7813192228e0a.html

Toda autoescuela que se precie debe permanecer en constante adaptación para cubrir las necesidades de sus clientes. En la actualidad, se precisa rapidez formativa, para lo cual autoescuela Dólmenes ha creado sus cursos intensivos, en los que en tan solo dos semanas se puede obtener el carnet.

Y es que una de las claves de las autoescuelas de hoy es la capacidad de adaptación a la demanda de sus alumnos. Otra de las claves es permanecer atento a los cambios y novedades que desde la DGT se comunican para introducirlas inmediatamente en sus sistemas de estudio.

En este sentido, cabe mencionar las nueva nueve novedades que la DGT ha implementado en la normativa vial y que todo alumno de la Autoescuela Dólmenes conoce al recibir sus clases.

Objetivo de los cambios en la normativa

El consejo de ministros aprobó a principios del pasado 2020, a petición del Ministerio del Interior, un paquete de reformas legales que tienen como objetivo modificar sustancialmente la legislación en materia de tráfico y circulación.

Se busca crear un nuevo marco donde la seguridad vial entre en consonancia con las directrices europeas y, también, con los consejos que provienen de la ONU para disminuir hasta un 50 % el número de víctimas por accidente de tráfico en la próxima década.

Las medidas adoptadas no son más que una reforma necesaria sobre el Texto Refundido de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial, constituyendo un nuevo marco legal que implica de facto olvidar viejas costumbres y aprender e interiorizar nuevas normas para una conducción segura.

Estas modificaciones entraron en vigor el 2 de enero de 2021, excepto el cambio relativo al artículo 50 del Reglamento General de Circulación (velocidades en zonas urbanas), que se hizo efectivo a los seis meses posteriores a su publicación en el Boletín Oficial del Estado. De este modo, hubo tiempo para que los ciudadanos la conocieran y las administraciones públicas pudieran adaptar la señalización.

Estos son los cambios más sustanciales.

Los Patinetes

Deberán cumplir las normas de circulación como el resto de vehículos. Los conductores serán sometidos a la prueba de alcoholemia, si así lo determinan las autoridades, y no podrán usarse auriculares. Dejarán de circular por las zonas peatonales, así como por las vías interurbanas, autopistas, travesías, túneles y autovías dentro del pueblo. Obligatoriedad de un certificado que acrediten los requisitos técnicos que se dan en el manual de características aprobado por el director general de Tráfico.

El Uso del móvil conduciendo

Se aumenta de 3 a 6 los puntos retirados por conducir usando el móvil.

El cinturón de seguridad

Aumenta el número de los puntos que se retiran por no llevar puesto el cinturón de seguridad, de 3 a 4 puntos. Lo mismo ocurre con otros sistemas de seguridad, como los cascos, los sistemas de retención infantil y otros elementos de protección.

Adelantamientos

Ya no se podrá circular a 20 km/h por encima del límite para adelantar en carreteras convencionales. La velocidad máxima total establecida ahora será la que marquen exactamente las señales verticales o las ubicadas sobre el asfalto.

Edad para obtener el carnet

Queda reducida la edad de 21 a 18 años para conducir camiones si se ha aprobado el Certificado de Aptitud Profesional (CAP) de 280 horas de duración. Por otro lado, la edad mínima para la conducción de autocares se reduce a 18 años, pero sin pasajeros y en un radio máximo de 50 km. Solo cuando se tengan 21 años o más y con el CAP de 280 horas aprobado se podrá llevar a más viajeros.

El límite de velocidad en ciudad

Otro de los grandes cambios es modificación de los 50 km/h como velocidad máxima en ciudad. El nuevo máximo será de 20 o 30 km/h según la vía por la que se circule. Prohibición de rebasar los 20 km/h en las vías de plataforma única de calzada y acera. En las de un único carril por sentido de circulación, el límite queda en 30 km/h. En las de dos o más carriles por sentido de circulación, el límite se mantiene en los 50.

El examen de conducir

Se crea una nueva infracción, muy grave, si se comete fraude al examinarse del carné de conducir por utilizar dispositivos de intercomunicación no autorizados. Además, se sancionará con 500 euros y una penalización de 6 meses sin posibilidad de presentarse a un nuevo examen.

Los radares

La DGT penaliza la conducción con cualquier tipo de mecanismo de detección de radares o cinemómetros. Aunque se desactiven, la infracción grave será multada con 500 euros y la pérdida de tres puntos.

Para recuperar puntos

Por último, con esta nueva reforma se ha introducido la oportunidad de recuperar 2 puntos del carné si se realizan cursos de conducción segura certificados por la Dirección General de Tráfico. También, se reduce en dos años el tiempo que transcurra sin cometer infracciones para recuperar el saldo inicial de puntos.

WhatsApp chat
Call Now ButtonLLÁMANOS